Blog

Niños y arte

Recientemente vendí una de mis pinturas a una señora de Valladolid que me compró uno de mis retratos femeninos titulado «Rostro caribeño». Enseguida que lo recibió me escribió felicitándome y halagándome ya que consideraba que la obra al natural le había gustado mucho más que cuando la vio a través de fotografía. También me comunicó que su nieto de 8 años le había pedido el retrato para copiarlo y que había realizado una «versión libre» de mi obra. «El chico promete – continuaba-, y no creo que sea pasión de abuela. Es la primera vez que el niño me pide un cuadro para hacer una copia…»
 
Efectivamente, al poco recibí la fotografía de la «versión libre» de este muchachito de 8 años que me dejó sorprendido por su concisión e interpretación tan sencilla pero al mismo tiempo llena de expresividad. Verdaderamente no era «amor de abuela» el chico tenía «madera» de artista. ¡Que simplificación tan sobria de mi pintura! La resurrección de Matisse- pensé yo- y es que ciertamente, los niños dicen la verdad y sus manifestaciones son muy expresivas y directas. Matisse, gran maestro al que yo admiro, ya imitaba a los niños y yo siempre he pensado que un artista debe transformarse en un niño pero con la sabiduría de un hombre. Lástima que al pasar los años la mayoría de los niños pierden su espontaneidad y su valentía; con el paso de los años la enseñanzas excesivamente metódicas y las rígidas reglas impuestas por la sociedad cortan las alas de la creatividad. No cabe duda que se debería inculcar y potenciar en los niños valores y metas menos materialistas y algo más espirituales, en las que el arte tendría que tener un papel mucho más importante y de esta manera la vida podría transcurrir mucho más felizmente. Esperemos que este niño de 8 años, llamado Chema y que tan dotado está para la creación, pueda seguir manifestándose con la libertad que se merece.
 
Hace poco también recibí desde México una petición de una maestra de una escuela de dibujo para niños en la que me pedía permiso para que estos niños copiasen mis cuadros… ¡ Un detalle de su parte y todo un orgullo para mi!
 
Pero como siempre, una imagen vale más que mil palabras. Veamos la interpretación que este «joven artista» realizó de «Rostro caribeño:
 
versión libre de Chema2

Versión realizada por Chema, un niño de 8 años, de mi obra «Rostro caribeño»

 
rostrocaribeno27x27am09

«Rostro caribeño». Versión original

Tweet about this on TwitterShare on FacebookEmail this to someoneShare on Google+Pin on Pinterest

4 Comments

  1. horacio y angelita

    Apreciado Guillermo, he leído tu publicación con
    alegría por el reconocimiento de tus valores a cargo de una amante del Arte y la venta de tu Obra.
    En cuanto a la copia realizada por el pequeño, pienso que tiene un talento digno de ser fomentado y conducido para que desarrolle a pleno sus aptitudes.- Le auguro éxito futuro

  2. isabel gutiérrez

    Hola Guillermo, te escribí un comentario, pero creo que se lo llevó el viento. Solo quería decirte que me encanta la interpretación de tu pintura. En especial la boca, que posee su grado de sensualidad como tú mismo has conseguido.

    Felicito a la señora de Valladolid por su adquisición.Un abrazo.

  3. Victim of Art

    Cuánta alegría ver que tus obras inducen a los jóvenes (y muy jóvenes) a practicar el Arte. Siempre bueno, eso… Felicitaciones a ti, a Chema (el niño) y su abuela que sin duda fomenta el "Amor al Arte" en este niño, sin olvidar a la maestra de dibujo que te contactó desde Méjico. Un gusto leer este post…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *